La mentalidad del adicto

Por lo general, cuando una persona tiene problemas con las adicciones, suele enfocar todas sus fuerzas en la sustancia en sí.
blog_image

Me refiero puntualmente a que cuando alguien quiere dejar de consumir, pone toda su energía en desvincularse de las drogas. Y eso está bien, pero el problema aparece cuando creemos que todo el problema radica en el consumo de una sustancia. 

Para que alguien haya caído en una adicción, tiene que haber existido una mentalidad que llevó a la persona hasta ese punto. En otras palabras, el adicto no tiene un problema con las drogas sino consigo mismo. Esto explica por qué de repente muchas personas están cerca de quienes consumen sustancias o frecuentan lugares adonde corre la droga pero sin embargo ellos no lo hacen.  

Si este es un problema en tu vida, el enfoque de tu tratamiento tiene que apuntar a cambiar tu manera de pensar. ¿Cuál es la mentalidad del adicto? Básicamente la de alguien que no tolera la frustración por lo que busca en el placer una vía para salir de ese sufrimiento. Son las personas que no desarrollaron la tolerancia a la frustración las que normalmente no terminan procesos, dejan a la mitad lo que empiezan o sencillamente cuando tienen que enfrentar un sufrimiento buscan el placer por cualquier medio. 

De hecho, una de las mejores cosas que se le puede enseñar a un niño es que aprenda a frustrarse. De grande, nos lo van a agradecer. 

Cambiar tu manera de pensar es lo que va a cambiar tu manera de actuar y de sentir. La educación emocional es clave para que podamos desarrollar una vida saludable y una buena calidad en las relaciones interpersonales.